sábado, octubre 24, 2015

LEÓN, CORAZÓN DEL DERECHO PARLAMENTARIO - Nota de Prensa

Nuestros amigos de la Casa de León en Madrid nos envían la siguiente Nota de Prensa sobre la interesante Conferencia que tuvo lugar en su sede social el pasado día 8, a cargo de D. Diego García Paz, Letrado Coordinador de Civil y Penal de la Comunidad de Madrid y Académico Correspondiente de la Real Academia de Jurisprudencia y Legislación de España:

El día 8 de octubre de 2015 la Casa de León en Madrid acogió la conferencia sobre un hecho histórico acaecido en el antiguo Reino de León y dotado de proyección universal, que trascendió los límites y fronteras de su época, tanto ideológicas como territoriales, para consagrarse en uno de los hitos de la Historia del Derecho: la Curia Regia de 1.188, celebrada bajo el reinado de Alfonso IX y en el marco de los centenarios muros de la Real Colegiata-Basílica de San Isidoro.

La disertación fué realizada por Don Diego García Paz, leonés afincado en Madrid, Letrado Coordinador de Civil y Penal de la Comunidad de Madrid y Académico Correspondiente de la Real Academia de Jurisprudencia y Legislación de España. Fue presentado por Don José María Hidalgo, Coordinador de Cultura de la Casa de León en Madrid.

La exposición partió de las diferencias existentes entre el parlamentarismo británico y el origen leonés de este sistema de gobierno, para afirmar que fue precisamente en León donde surgió la auténtica representatividad y la legitimidad de las normas dimanantes de la Curia, fundamentadas en el verdadero consenso como fuente de su obligatoriedad, con una confirmación regia, y no como una exclusiva imposición del Rey.

La repercusión de este hálito de progreso de Alfonso IX no sólo se plasmó en la misma esencia del sistema parlamentario, sino que también se hizo extensiva a los diferentes acuerdos que concretamente se suscribieron, y que sentaron en buena medida las bases del respeto a los derechos de los débiles, a la necesidad de contar con una justicia ágil o al requisito de que toda medida que supusiera un acto de guerra o de paz contara con la aquiescencia de la Curia, elementos de plena vigencia y que en su época constituyeron una clara proyección hacia los tiempos venideros.

Por todo ello los Decreta de León han sido incluídos en el Registro de la Memoria del Mundo de la Unesco, constituyendo un orgullo para todos los leoneses, máxime para aquéllos que se hallan en la diáspora de su tierra, pues tras todos los debates que se celebran en el Congreso de los Diputados o en cualquiera de las Asambleas Legislativas Autonómicas sigue latiendo el corazón del Reino de León y de un monarca leonés adelantado a su tiempo.